miércoles, 10 de enero de 2018

CHOKMAH - SABIDURIA - 2º SEPHIROT

 
«El Segundo Sendero es llamado la Inteligencia Iluminadora. Es la Corona de la Creación, el Esplendor de la Unidad, igualándola. Está exaltada por encima de toda cabeza, y es llamada por los Cabalistas la Segunda Gloria.»

IMAGEN MÁGICA: Una figura masculina barbuda.

NOMBRE DE DIOS: Jehovah, o Jah.

ARCÁNGEL: Ratziel.

ORDEN DE ANGELES: Aufanim. Ruedas.

CHAKRA MUNDANO: El Zodíaco.

VIRTUD: Devoción.

TÍTULOS: Poder de Yetzirah. Ab.Abba. El Padre Supremo. Tetragrammaton. Yod de Tetragrammaton.

EXPERIENCIA ESPIRITUAL: La Visión de Dios cara a cara.

COLOR ATZILUTHICO: Azul suave puro.

COLOR BRIATICO: Gris.

COLOR YETZIRATICO: Gris perla iridiscente.

COLOR ASIÁTICO: Blanco, moteado de rojo, azul y amarillo.

SÍMBOLOS: El lingam. El falo. Yod. La Túnica Interior de Gloria. La piedra de pie. La torre. La Vara de Poder elevada. La línea recta.

1. Chokmah es el impulso y el estímulo dinámico de la fuerza espiritual. Es el espíritu brotante de Kether en acción positiva, la central de poder del Universo. No se necesita demasiado ser un psicólogo freudiano para ver la idea de sexualidad masculina detrás de la mayoría de los símbolos subsidiarios asignados a esta Esfera. Al mismo tiempo, Chokmah es el Sefirah de la Sabiduría, lo que puede parecer más bien extraño a primera vista, pues en muchas de las ejecuciones del impulso de la sexualidad la Sabiduría es usualmente la cosa que se hace notar por su ausencia. Sin embargo, debe recordarse que estamos tratando con principios cósmicos detrás de la manifestación, y no con su reflejo en las grandemente aberradas acciones del hombre.

2. En su aspecto pasivo Chokmah es un reflejo del brote primario de fuerza en Kether, y en su aspecto positivo es la fuerza divina en función positiva, por oposición a su modo de acción pasivo en Binah. Cuando el jeroglífico de los Pilares se sitúa sobre el Arbol, Chokmah está a la cabeza del Pilar Positivo y Binah a la cabeza del Negativo, de modo que podemos esperar encontrar todos los símbolos de naturaleza positiva y masculina asignados al primero, y todos los símbolos de naturaleza pasiva y femenina asignados al último.

3. Sin embargo, antes de hacer un examen de los símbolos fálicos de Chokmah, será mejor examinar sus aspectos como reflejo de Kether. En todas las cuestiones de análisis espiritual es mejor trabajar desde el punto más elevado hacia abajo, a fin de conseguir un entendimiento genuino, pues lo superior precede a lo inferior en punto de creación, y es por tanto su causa. Así, Chokmah es un Sefirah dinámico porque es un reflejo de Kether, y todo simbolismo posterior surge a partir de este hecho. Examinando primero el simbolismo sexual macho, y procediendo después desde eso hasta los factores cósmicos, se puede caer en el error de muchos de los seguidores de Freud, que trato de describir el simbolismo religioso como meras proyecciones de sexualidad humana.

4. Para usar el lenguaje del simbolismo metafórico, se podría decir que la Deidad se manifiesta, como un Rostro, a partir de la nadidad de Lo Gran Inmanifestado. Está por tanto sola y autocreada, sin nada más en manifestación que atraiga su atención. Se refleja por tanto sobre sí misma, y esta reflexión hace que se forme una imagen de sí misma, y como la Mente de Dios es tan poderosa, esta imagen toma una existencia objetiva —cualquier cosa que Dios piensa, es. Así que el total de la manifestación podría ser concebido como el proceso de pensamiento de Dios. «Somos de la substancia con que se hacen los sueños.»

5. Es a esta primera proyección de una idea de sí a lo que llamamos el Sefirah Chokmah. Es la acción de la Mente de Dios en manifestación, y esta gran imagen de Dios, siendo una imagen perfecta, es también autoconsciente, de modo que se establece una gran polaridad de mutuo reconocimiento entre Kether y Chokmah. Conforme Dios en Kether se percata de la imagen de sí mismo en Chokmah, así cambia su propia mentación, produciendo por tanto un cambio en Kether, y así sucesivamente ad infinitum.

6. «El Señor nuestro Dios es un Dios vivo». Los Misterios de esta gran polaridad primaria son parte del gran Sendero Undécimo de Gloria Oculta que conduce entre Chokmah y Kether, y cuyo símbolo del Tarot es quizá el más profundo en toda la baraja —El Loco.

7. Puede notarse que nos referimos a Dios como Ello. Esto no se hace en un intento de reducir el Universo a una concepción de mecánicas (aunque las mecánicas, como la geometría, pueden dar un campo útil de simbolismo; «Dios geometriza») sino porque Dios es el Gran Andrógino, tanto masculino como femenino, y aun trascendiéndolos.

8. Es en vista de esta reflexión primaria pura de la Deidad, Kether, que el Texto Yetzirático describe a Chokmah como «la Corona de la Creación, el Esplendor de la Unidad, igualándola. Está exaltada por encima de toda cabeza, y es llamada por los Cabalistas la Segunda Gloria.»

9. También explica la naturaleza de la Experiencia Espiritual de Chokmah, la Visión de Dios cara a cara. Es inverosímil que persona viviente alguna pueda alcanzar un visión mística tan alta, pues como se dice en la Biblia en varios lugares, ningún hombre puede mirar a la cara de Dios y vivir. Y cuando uno realiza cuan difícil es para el hombre mirar sobre sí mismo tal como realmente es, puede imaginarse cuánto más conmocionante sería la experiencia de mirar a su Creador. Sin embargo, el paralelo no es exacto, pues el hombre encuentra difícil mirar sobre si mismo por la ridícula miseria de sus propios pecados, mientras que la Visión de Dios cara a cara sería una realización de perfección omnipotente, o Verdad desnuda. No obstante, como el hombre es construido a imagen de Dios, tiene su propia Deidad dentro de sí, su Espíritu que le creó al principio. Esto también ha de mirarlo al final. Pero lo que le detiene son sus propios bloqueos autoformados, las barreras que ha creado dentro de si mismo por su desviación del Plan Divino. Así, él tiene que encarar primero a su propio Morador del Umbral, para dispersar su propia Sombra y su Obscuridad Falsa, antes de que pueda ir finalmente a enfrentarse a la Luz.

La Luz referida usualmente en escrituras religiosas es la de Tifareth, y el encaramiento del Morador viene en los Senderos entre Tifareth y Geburah, y Geburah y Chesed. mucho más abajo de las exaltadas visiones de Chokmah.

10. Como confirmación posterior de este análisis de Chokmah, su Virtud es la Devoción, y se puede imaginar que cualquier Visión de Dios cara a cara impelerá a la devoción. A un nivel tan elevado de realización mística no podría haber mal alguno manifestándose, y por tanto, como con Kether, no hay vicio asignado a Chokmah. Y mirando al mundo hoy en día, es claramente obvio que las condiciones generales están tan corrompidas que nadie podría vivir una vida activa sin ensuciarse sus manos espiritualmente de algún modo —siendo la única excepción uno como Nuestro Señor. Así que si alguno alega ser del grado esotérico de Magus o Ipsissimus, los grados asignados a Chokmah y Kether, él se proclama a sí mismo como un Cristo, un embustero, o un tonto. Y si en justificación dijese que la asignación del Sendero entre Chokmah y Kether es El Loco, entonces él es aún más culpable por un claro ignorante abuso del simbolismo. Es el significado detrás del simbolismo lo importante, no la mera forma externa del símbolo, como hemos de realizar si hemos de entender correctamente el simbolismo fálico de Chokmah y el simbolismo yónico de Binah.

11. El lado positivo masculino de Chokmah es el de Padre de Todo, como es sugerido por la Imagen Mágica de una figura masculina barbuda, y el título subsidiario de El Padre Superno.

12. El Nombre de Dios en la Esfera de Chokmah es Jehovah, o, como aparece en la escritura hebrea transliterada, JHVH (Yod, Heh, Vau, Heh). Se ha escrito mucho sobre este Nombre: es la delicia del Qabalista pedante. Es de este Nombre particular que se dice que, si se pronunciara correctamente, el Universo sería destruido. No se recomienda que los estudiantes intenten el experimento, pues sus cuerdas vocales se gastarían con el esfuerzo antes de alcanzar el cataclismo intentado. Caerá el silencio sobre ellos, pero no el Silencio de lo Inmanifestado.

13. La idea más creíble detrás de esta historia es la de que cualquiera capaz de funcionar en el Sefirah Chokmah, que es la Esfera de la Visión de Dios cara a cara, sería, a través de la absoluta pureza de Devoción de esta experiencia, arrastrado a la Unión con Dios, y por tanto, desde el punto de vista de la manifestación, no existiría ya más. Alcanzaría una realidad enteramente monumental más que una fenomenal, y por tanto su propio Universo manifiesto sería destruido.

14. Esto no es para negar que haya un gran poder detrás de ciertas palabras, particularmente Nombres Santos. Al contrario, hay a menudo un gran poder; para eso son los Nombres, y no deberían ser usados indiscriminadamente. Hay muchas palabras de Poder en ocultismo que son mantenidas como celosos secretos por esta razón. Esto no es sólo por temor a que alguien se dañase a sí mismo por usarlas tontamente, sino porque tal uso tonto tendería también a dispersar su poder. Es realmente por la misma razón por la que nadie usaría un cubre altares como paño de limpiar platos.

15. Los Judíos ortodoxos no pronuncian el Nombre de Dios cuando leen sus textos, sino que, o bien hacen una pausa, o bien lo substituyen por otra palabra. Aunque esto podría fácilmente ser considerado como superstición, es realmente un acto de reverencia, y debería rendirse reverencia a los símbolos ocultos si uno ha de hacer el mejor uso de ellos, y también las palabras son símbolos.

16. JHVH (o IHVH o YHVH (siendo transliterada la letra hebrea Yod como una J, I o Y por diversas autoridades), como el Nombre de Dios para Kether, Eheieh (Alef, Heh, Yod, Heh) es una palabra tetragammatónica o de cuatro letras que significa la idea «ser». Puede escribirse diversamente en doce modos diferentes, y, de acuerdo con MacGregor Mathers, todas estas transposiciones retienen el significado «ser», un hecho que no es aplicable a ninguna otra palabra. Las doce permutaciones de las cuatro letras son llamadas «los doce estandartes del nombre poderoso», y se dice por algunos que corresponden a los doce signos zodiacales. Esta teoría es interesante a la luz del hecho de que el Chakra Mundano de Chokmah es el Zodíaco.

17. El Nombre puede ser interpretado simbólicamente en muchos modos, pero el método usual es igualarlo a los Cuatro Mundos: Yod con Atziluth, Heh con Briah, Vau con Yetzirah y la segunda Heh con Assiah. Una vez que se ha conseguido una captación del significado de las letras hebreas hay un gran campo para la especulación metafísica en esta sola palabra, pero es una línea de investigación para especialistas y no puede por tanto entrarse en ella en el contexto presente.

18. Por lo que respecta a la pronunciación práctica de la palabra, es realmente una materia de elección personal. Las formas usuales son Jehovah o Yahve, o el deletreo de cada letra, Yod, Heh, Vau, Heh. Algunas veces se substituye por la palabra Tetragrammaton. MacGregor Mathers alegaba conocer más de veinte maneras diferentes de decirla, pero no hay premios ofrecidos por exceder esta marca.

19. El Arcángel del Sefirah es Ratziel, y el título Ab o Abba es quizá de ayuda en contactar esta potencia. Estos títulos, que consisten en las dos primeras letras del alfabeto hebreo. Alef y Beth, significan la formación de un segundo principio a partir del primer principio, y el término Ab es por tanto la primera emisión de poder divino, y Abba su reflejo. El Arcángel podría ser concebido como un pilar gris contra un fondo azul claro, y la mejor fuente de la cualidad real de los colores está en las nubes en el cielo en un día brillante. Este contexto visual traerá la asociación del espacio interestelar, lo que es muy pertinente en relación con los niveles superiores del Arbol de la Vida.

20. La Orden de Angeles es Aufanim, o Ruedas, y su color un gris iridiscente. La palabra gris tal vez no es buena, pues contiene una alusión a indescripción o suciedad, pero es el equivalente verbal más próximo al color real pretendido. La descripción de esta Orden de Angeles como Ruedas da la concepción de una acción cíclica, un poder interminable a través del movimiento; y quizá pueda conseguirse mejor una idea de su modo de ser contemplando el eterno rodar de las estrellas en el cielo nocturno, pues el Chakra Mundano de Chokmah es el Zodíaco. El blanco, moteado de rojo, amarillo y azul, que es el color asignado a Assiah, sugiere también las estrellas, que aparecen blancas ante el ojo desnudo, aunque muchas son rojas, amarillas o azules en un examen más próximo. Un modo de construir una imagen de los Aufanim sería pintar ruedas gris iridiscentes en remolino contra un fondo de cielo nocturno.

21. De los símbolos subsidiarios, quizá el más simple es la línea recta, que da la idea del punto, un símbolo de Kether, ahora en moción dimensional.

22. La letra Yod, la primera letra del Nombre de Dios de Chokmah, es la letra que significa poder iniciatorio fecundante. El símbolo hebreo para la letra Yod es la Mano. Crowley ha considerado que esto es un eufemismo para el esperma masculino, y hay mucho que decir a favor de esta interpretación, pero también significa la mano de Dios que se extiende y pone la creación en movimiento. La pintura de la Creación de Adán por Miguel Ángel en la Capilla Sixtina da una buena concepción visual de esto. Esto es ampliado aún por el título El Poder de Yetzirah, o El Poder de Formación, pues es el poder de Chokmah el que anima toda forma posterior.

23. La Túnica Interior de Gloria es uno de una serie de símbolos o títulos que concibe a los diversos Sefiroth como teniendo correspondencias en el equipamiento técnico de un mago ritual. El significado que aquí se pretende es que Dios es un Gran Mago que hace descender poderes superiores en formas inferiores, y, por tanto, la Carta del Tarot El Mago se asigna al Sendero entre Kether y Binah, la Deidad y la Idea Arquetípica de Forma. La forma, en este simbolismo particular, se dice que es La Túnica Exterior de Ocultamiento, pero como Chokmah está incluso por encima de la idea de forma, y sin embargo no es la Deidad Misma, sino un reflejo de Ella, es naturalmente llamado La Túnica Interior de Gloria.

24. Los símbolos restantes son fálicos, o derivativos fálicos, y significan el Principio Macho del Universo o el Macho Universal. El asunto del simbolismo sexual en la religión es vasto, cubierto con muchos indicios falsos y ramificaciones confusionantes. El hecho de que muchas de las visiones de los santos estén expresadas en simbolismo sexual, ha conducido a algunos a inferir que la religión no es más que una expresión sublimada del deseo sexual inhibido. Esto desde luego puede ser verdadero hasta cierto punto, pero esto no prueba en modo alguno la tesis, que es sin duda la más pérfida de las cosas: una media verdad.

25. La sexualidad es un medio de expresión de la fuerza vital dentro de una persona, igual que lo es cualquier otra actividad creativa, sea en religión, arte, o una capacidad ejecutiva en las áreas de la ciencia o el comercio. Y si la fuerza vital es bloqueada sobre un nivel buscará su expresión sobre otro. Esta fuerza vital es confundida a menudo con la fuerza sexual, pues la expresión sexual es común a toda la humanidad, estando enraizada en los instintos, pero debe recordarse que el sexo es una función, no una fuerza, pese a que la fuerza vital busque usualmente este medio de expresión como la línea de menor resistencia.

26. Es esta fuerza vital, en todos sus niveles, la que es la correspondencia de la fuerza vital de Dios en Chokmah.

27. Este hecho no es inmediatamente obvio porque hay dos «líneas» de vida en un organismo. Una es la línea de la vida, y la otra es la línea de la conciencia. La psicología esotérica enseña que cuando una entidad tal como el hombre llega a la encarnación, la parte relativamente inmortal de sí mismo —llamada diversamente el Yo Superior, Yo Evolutivo, el Alma etc.— proyecta un proceso semejante a una vara o fibra adentro de los niveles inferiores, el cual forma la base de la personalidad, y ésta desarrolla una vida propia y es mantenida viva por medio de esta línea de vida, la cual ha sido descrita como un «cordón de plata», no sólo en la Biblia sino también en experiencias registradas de proyección etérica, los detalles de las cuales están disponibles en muchos libros de investigación psíquica. Conforme la personalidad se desarrolla hacia la madurez, el Yo Superior comienza a tomar posesión hasta un grado mayor, o usualmente menor, y esto se hace por medio de la apertura de la línea de la conciencia entre los dos niveles del ser.

28. La meta del entrenamiento esotérico es hacer de esta conciencia dual una realidad singular. La conciencia del Yo Inferior es elevada por medio de la meditación, la contemplación y la adoración, y el Yo Superior es atraído hacia abajo por atención, intención y, en Occidente, por métodos rituales. Como el Yo Inferior puede no ser, por diversas razones, una proyección cabal del Yo Superior, habrá límites naturales a la extensión en la cual este ideal pueda ser alcanzado. La falta de un vínculo consciente entre los dos niveles es uno de los resultados del Pecado Original del hombre, pero cualquiera que sean las causas, puede verse que es por este vínculo ocluido que el hombre tiene una idea tan limitada de su propia psicología, y normalmente ninguna percepción de existencia alguna antes de su vida física presente.

29. Sobre el Arbol de la Vida, usado como símbolo de la psicología del hombre, el vínculo se hace en Tifareth, el Sefirath central. De modo que el hombre normalmente no es consciente de cosa alguna por encima de este nível, de hecho, toda su concepción de sí mismo debe ser menos que una media verdad. Pero puede verse entonces cuan fácilmente puede cometer el error de asignar fuerzas que brotan de Chokmah y Kether al impulso de los instintos, los cuales corresponden al Sefirath Yesod, porque salvo que sea guiado por la fe, él considerará que no existe por encima de los niveles de Hod y Netzach, los Sefiroth de la mente y la imaginación creativa respectivamente.

30. De modo que, para evitar este error, debemos recordar que en el simbolismo oculto y religioso la mayoría de los emblemas sexuales se refieren a los Supernos, el patrón básico de dualidad y polaridad a lo largo de toda la existencia manifiesta. En sectas primitivas, en las que estos principios eran representados por representaciones reales de los genitales, es obvio que, siendo como es la naturaleza humana, la mayoría de ellas declinasen en la orgía. En muchos casos esto puede haber sido deliberado por el sacerdocio, pues una orgía de frenesí produce grandes cantidades de emoción cruda y extrusión etérica que pueden dirigirse ocultamente. Esta es la razón de ser detrás del Sabbat de las Brujas, que usaban también la sangre como fuente de poder crudo.

31. Es innecesario decir que tales métodos no se usan en los grupos esotéricos de hoy en día, aparte de en Logias Negras y Gris-Sucias. Aunque son sin duda métodos efectivos, aparte de las dificultades legales y sociales de organizar un proceder así, la degradación implicada de la individualización humana no podría ser sostenida. Cuando se necesita fuerza etérica, se obtiene mucho más salubre y simplemente teniendo un grupo de gente que se sienta tranquilamente en un círculo, de modo que se concentra su fuerza etérica. Esta es la técnica del velador en espiritismo. El poder de mover objetos ligeros tal como trompetas de papel y atavíos similares, viene de los asistentes mismos, o de un médium ectoplásmico, esto es, una persona con un grado desacostumbradamente alto de magnetismo etérico libre. Incluso este método no se usa generalmente en grupos de entrenamiento esotéricos, pues su objetivo es el desarrollo de la conciencia superior, no la manifestación de maravillas aparentes ante la conciencia inferior. Y por lo que concierne a los mensajes, el contacto telepático es muy superior a la ouija o plancheta, y mucho más fácil de operar que la técnica del trance profundo.

32. En vista de los peligros del simbolismo fálico directo, puede verse que las razones para sus derivativos no son sólo mojigatería. En el curso del tiempo el principio fue simbolizado en formas tales como la piedra de pie, la torre, la vara, la serpiente, el toro, la cabra, el gallo y el caracol, etc. Puede ser más bien maliciosamente entretenido especular cuántos buenos visitantes de iglesias se dan cuenta del origen del gallipollo en el tope de su iglesia, que justifica su existencia hoy en día como una veleta o como el gallo que le cantó tres veces a Pedro, pero no se debe cometer el error de pensar que la idea original es puramente sexual: la idea original es el Poder Creativo de Dios. Y a cualquiera que esté dispuesto a reducir las ideas religiosas a meras proyecciones sexuales se le aconseja aprender el capítulo 38.° de Job, donde el Señor, respondiendo a Job desde el torbellino, atronó: «¿Quién es este que empaña mi providencia con insensatos discursos? Cíñete pues como varón tus lomos. Voy a preguntarte para que me instruyas. ¿Dónde estabas tú al fundar yo la tierra? Indícamelo si tanto sabes. ¿Quién determinó, si lo sabes, sus dimensiones? ¿Quién tendió sobre ella la regla? ¿Sobre qué descansan sus cimientos? ¿O Quién asentó su piedra angular entre las aclamaciones de los astros matutinos y los aplausos de todos los hijos de Dios?»

33. Este pasaje, aparte de su significado literal, está lleno de simbolismo de Chokmah.

34. Obviamente que en las mitologías paganas todas las figuras del Gran Padre pueden referirse a Chokmah, y, en sus aspectos superiores, todos los dioses Priápicos tales como Pan. Pero quizá la mejor forma divina sobre la que meditar es la de Pallas Atenea, la diosa virgen de la sabiduría, que surgió completamente armada de la frente de Zeus, de modo muy semejante a cómo Chokmah surgió del reflejo de Kether. El significado del título Chokmah es Sabiduría. O, si se prefieren las formas divinas egipcias, puede usarse su contraparte egipcia Isis-Urania, alada para mostrar sus afinidades cósmicas, y con el disco de Sothis sobre su cabeza. Ambas diosas pueden visualizarse contra un fondo del cielo nocturno, y esta idea de realidad cósmica puede ayudarse poniendo la Tierra en esta ilustración en la forma en que realmente es, una esfera girando y espiralando a través del espacio interestelar.


 

0 comentarios:

Publicar un comentario

ÉTICA Y CÓDIGO MORAL MASÓNICO

DICCIONARIO DE CONCEPTOS MASÓNICOS

MÚSICA MASÓNICA

ORACIONES PARA MASONES

TEXTOS, PLANCHAS, LITERATURA MASÓNICA

TEXTOS, PLANCHAS, LITERATURA MASÓNICA
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Blog Archive

Entrada destacada

COMO EFECTÚA LOS RITOS EL VERDADERO MASÓN

Veíamos cómo para la Masonería, en cada tenida en que se celebra alguna fiesta litúrgica (en especial las cuatro anuales de los dos sols...

SIGUE MIS PUBLICACIONES EN FACEBOOK